Inicios del PHP

Inicios del PHP

En el 1994 un programador llamado Rasmus Lerdorf, creo un código para programar si página web personal más fácilmente y de manera más sencilla. A este código lo llamó Personal Home Page Tolls(PHP Toolls), que en castellana significa herramienta para páginas iniciales personales. En nombre del lenguaje final es PHP, con lo que se quedó con las iniciales de las tres primeras palabras en inglés. En el 1995, se liberó al público haciéndolo gratis.

Este lenguaje fue creado porque su desarrollador llegó a mostrar, en su propia página, los resultados estadísticos de cuántas personas estaban leyendo el currículo vitae, para ello creo un CGI en Perl y llamo a ese script PHP.

Dos años después, junto un grupo de personas, se modificó y reviso parte del código para lanzar una nueva versión, el PHP 3 con el que se consigue mayor éxito ya que con poco código se puede crear páginas web interactivas de manera simple y rápida. Es a partir de allí donde se decide cambiar el significado de PHP llamándolo PHP Hypertext Preprocessor, donde la pe de PHP significa PHP y el resto del nombre es pre-procesador de hipertexto (es una sigla recursiva). Es un pre-procesador porque se ejecuta antes que el navegador y trabaja sobre hipertexto, base de los documentos HTML.

Unos cuantos años después, el PHP ha ido mucho más allá de lo que Rasumus pudo imaginar. La evolución y la difusión de PHP en el mundo del desarrollo web es tal, que ya casi no se pueden crear páginas web si usar el código. Aunque ha cambiado el nombre ligeramente, ya que hoy día es PHP a secas, es tan importante en la web como el HTML.

Es un lenguaje que se utiliza en más de la mitad de los sitios web del mundo, por ser fácil de aprender, de usar, por ser potente, rápido, gratuito y abierto. Y podemos ver que es así, ya que Facebook, el sitio más potente y con más visitas de mundo, está desarrollado en PHP.

Una anécdota que se cuenta es que Rasmus tuvo la oportunidad de analizar el código fuente PHP de las primeras versiones de Facebook, el código era un desastre, pesimamente programado y con errores por todos lados. El detectó de qué web se trataba desde el lado del código, la web funcionaba bien y se ha convertido en una empresa billonaria. La moraleja es la capacidad de funcionar el PHP sin problemas en cualquier circunstancia y tener una web lista en poco tiempo.

Rasmus comentó que los mejores proyectos en la web no son los mejor programados, los que tienen las mejoras prácticas, sino aquellos que implementan las mejores ideas y lo hacen lo más rápido posible con PHP.

Autor:

Accede a nuestra sección de proyectos a medida en Diseño Web

Comparte este artículo en tus redes sociales