Llámanos: 639 42 60 95

Desarrollo de apps nativas en HTML5

Desarrollo de apps nativas en HTML5

Con HTML5 los desarrolladores pueden crear aplicaciones basadas en la web ejecutables desde cualquier dispositivo móvil a través del navegador web del propio terminal.

Actualmente la forma más común de llevar una aplicación Web a móvil o de desarrollar una aplicación móvil con HTML5, es usar alguna herramienta como PhoneGap , que te empaqueta todo el código de la Web en una aplicación que podemos poner a la venta en las tiendas de aplicaciones. A este tipo de apps se les llama híbridas, porque están desarrolladas con HTML5, pero tienen un envoltorio de código nativo del dispositivo, que ejecuta el HTML5 dentro de un navegador y permite el acceso a funcionalidades hardware a las que no es posible acceder, de momento, sólo con HTML5.

La gran ventaja de las aplicaciones web es que requieren de menos inversión inicial, debido a que la mayor parte del desarrollo no se debe repetir para cada sistema operativo. A esto hay que sumar que es más fácil encontrar programadores de HTML5 que profesionales que desarrollen aplicaciones nativas.

Desde hace tiempo los usuarios están abandonando el ordenador en favor de los dispositivos móviles, dejando al ordenador como plataforma secundaria. Esto ha obligado al desarrollo Web a adaptarse a este nuevo entorno en muy poco tiempo, a nivel de presentación con el responsive design y a nivel de lógica, incorporando especificaciones nuevas que permiten tomar control, mediante JavaScript, de todas y cada una de las características hardware de estos dispositivos portátiles. Además de otras funcionalidades interesantes como: poder almacenar información en el navegador, utilizar una Web en modo offline, reconocimiento de voz, sintetizador de voz, etc.

De cara al usuario, las únicas diferencias entre una aplicación para móvil, respecto a su versión Web, es que la aplicación se lanza desde un icono en el escritorio, no tiene barra de navegación y al pinchar en un enlace te salta el navegador.

La mayor ventaja de usar HTML5 es que las aplicaciones se pueden ejecutar en todos los dispositivos, mientras que con código nativo tenemos que reescribir el código para cada uno, no sólo al acabar de implementar la app, si no cada vez que le hagamos un cambio.

Los mayores problemas que tiene HTML5 actualmente, son que el soporte de las nuevas especificaciones no está del todo extendido en todos los navegadores y que el código nativo siempre le ganará en rendimiento. El desarrollo con HTML5 permitirá tener una página Web que será al mismo tiempo una aplicación móvil, mientras que usando código nativo sólo tendremos una aplicación móvil.

Autor:

Accede a nuestra sección de proyectos a medida en Diseño Web Barcelona

Comparte este artículo en tus redes sociales

¿Tienes un proyecto en mente? Cuéntanoslo