Hoy en día los consumidores están adoptando cada vez más el móvil como medio para buscar, investigar, navegar y hacer compras. Las empresas se han dado cuenta de que necesitan estar siempre con los clientes y muchas de ellas ya están implementando aplicaciones móviles en su estrategia de ventas. Sin embargo, alguna empresas que acaban de empezar todavía no tienen claro si enfocarse en los dispositivos móviles es una buena idea.

Hoy hablaremos de algunos mitos asociados con el 
desarrollo de aplicaciones móviles. A medida que las empresas reconocen los méritos que ofrecen las aplicaciones móviles, se están sumando al carro de tener una aplicación propia.

Pero el problema real aquí es que nos encontramos ante un campo relativamente nuevo, el desarrollo de aplicaciones móviles todavía está rodeado de mucha desinformación, nociones preconcebidas y estereotipos innecesarios, y hoy estamos aquí para destruirlos a todos. Para las empresas, estos conceptos erróneos pueden tener consecuencias muy graves. Su situación puede empeorar, desde complicar un simple proyecto de desarrollo hasta desperdiciar cientos y miles de euros.

Mito 1

Todos los detalles de una app móvil se deben de discutir al principio.

Verdad:

Los clientes dudan a la hora de contratar empresas de desarrollo móvil porque tienen la idea errónea de que cada detalle del proceso de desarrollo debe ser discutido antes de que comience el desarrollo.

La vedad es que es todo lo contrario, los programadores tienen mentes creativas y pueden ayudar a los clientes a rellenar los huecos que todavía no tengan claros. La estrategia de desarrollo de aplicaciones es lo que se puede decidir antes. Incluso si el cliente comentalos requisitos básicos y los objetivos comerciales, los desarrolladores de aplicaciones móviles pueden crear fácilmente aplicaciones únicas y los wireframes que satisfagan con precisión los requisitos del cliente y definitivamente atraigan al público objetivo.

Mito 2

Concepto erróneo del tiempo y precio que una aplicación móvil cuesta

Verdad:

Muchas personas creen que el desarrollo de aplicaciones móviles es un proceso simple y, por lo tanto, se puede crear una aplicación en pocos días. ¡No es verdad! Incluso debo decir que el proceso de desarrollo de aplicaciones móviles no es un objetivo a corto plazo , sino que es un proceso continuo que definitivamente necesita una estrategia móvil infalible. Pedir presupuestos de alto nivel desde el principio te ayuda a obtener estimaciones actuales de tiempo y esfuerzo. 

Mito 3

Correlación entre el  tamaño físico de la aplicación móvil con el tiempo de desarrollo:
Verdad:

Muchas personas cometen el error de relacionar el tamaño físico de la aplicación móvil con la velocidad y el coste del desarrollo. Creen que debido a que una aplicación móvil es pequeña, como las aplicaciones de una sola pantalla, debe ser fácil de crear. ¿Derecha? Pues eso no es verdad

Éste tipo de aplicaciones generalmente tardan en ser creadas, hay que dedicarles muchas horas y ésto se verá reflejado en el precio. Incluso una sola integración de plugins/ plugins de terceros podría ser suficiente para consumir días y semanas de desarrollo.

Mito 4:


Una aplicación atractiva visualmente obtiene una calificación de 5 estrellas en la app store.
Hecho:

Definitivamente,una aplicación con buen diseño sin duda contribuye a obtener una calificación de cinco estrellas en la app store. Sin embargo, esto no significa que sea lo único que influye a la hora de calificar. La aplicación debe ser escalable y robusta en términos de rendimiento. Una aplicación sin problemas, ni extraños bugs, que es fluida también contribuye en gran medida a mejorar la calificación de una aplicación